Togo - Benín

Togo - Benín

16 días

Estos dos países, a veces desconocidos, a veces mitificados, a veces olvidados, guardan en su seno gran¬des y misteriosos tesoros. El tesoro de poseer casi todos los paisajes y climas africanos, la montaña, la sabana, los bosques tropicales, las maravillosas lagunas y playas costeras. Guardan el tesoro de la cul¬tura, acogiendo a decenas de etnias casi intactas en sus ritos y costumbres.

Guardan el tesoro de su religión ancestral, que respetan y siguen practicando en fiestas y ritos. Guardan el tesoro de la historia y la modernidad, en sus ciudades y aldeas, así como el tesoro de su música. Pero sobre todo guardan el tesoro más preciado en África, que es la hospitalidad, la alegría y la tolerancia. Son esos tesoros los que compartirán y que harán disfrutar de un viaje inolvidable.

DIA RUTA HOTEL COMIDAS
1 Madrid/Barcelona - Cotonou. Hotel -
2 Excursión a Ganvié y Porto Novo. Hotel D
3 Cotonou - Abomey. Hotel D
4 Abomey. Hotel D
5 Abomey - Parakou. Hotel D
6 Parakou - País Taneka - Natitingou. Hotel D-C
7 País Tatasomba. Hotel D-C
8 Natitiongou - Kara. Hotel D
9 Kara - Atakpame. Hotel D
10 Atakpame - Lome. Hotel D
11 Lome - Togo Ville - Grand Popo Albergue D
12 Grand Popo. Albergue D
13 Grand Popo - Possotomé. Hotel D
14 Possotomé - Ouidah. Hotel D
15 Ouidah - Cotonou. Vuelo de regreso por la noche. Hotel day use D
16 Llegada Madrid/Barcelona. - -
D: desayuno C: cena
Consultar disponibilidad y suplementos para salidas de otras ciudades

Mapa del viaje

Mapa del viaje Togo - Benín

Precios

Mínimo 6 personas 1.972
Suplemento 4/5 100
Habitación individual 365
Tasas estimadas 375
Viaje compartido mínimo 4 / máximo 16 personas

Salidas

02/06/2018
30/06/2018
04/08/2018
01/09/2018
29/09/2018
03/11/2018
01/12/2018
05/01/2019

Servicios incluídos

Vuelo internacional en línea regular
Traslados y transporte durante todo el recorrido
Hoteles 3*** turista con desayuno. Cena en Natitingou
Barcaza en Ganvie y Río Mono
Guía local acompañante en castellano
Guía local de apoyo en: País Tatasomba, Kara, Abomey y  Togo ville
Seguro de asistencia de viajes incluyendo hasta 600¤ en gastos de cancelación

SERVICIOS NO INCLUIDOS
Tasas de billete de avión. Ver detalle en apartado tasas
Visados. Ver detalle en Documentación y Sanidad
Bebidas o alimentación no especificada
Visitas no especificadas
Entradas 
Gastos personales
Cualquier otro servicio no especificado en incluidos

Día 1. Madrid/Barcelona – Cotonou.
Presentación en el aeropuerto para salir en vuelo con destino Cotonou con cambio de avión. Asistencia a la llegada en el aeropuerto, traslado al hotel, presentación del grupo y breve explicación del viaje por parte del guía que acompañará al grupo.

Día 2. Cotonou – Ganvié – Porto Novo – Cotonou. 18 Km carretera y 25 Km por lago
Después del desayuno salida hacia Ganvié. La ciudad lacustre de Ganvié es uno de los parajes más extraordinarios de África Occidental. Su nombre significa "libertad en las aguas” y la tradición narra que fue fundada a raíz de la trata de esclavos. Los antiguos pobladores de estas tierras eran agricultores Adja, y eran perseguidos y capturados por sus vecinos Fon, para más tarde venderlos a los esclavistas. Conocedores de que la religión Fon no permitía a sus creyentes atravesar el agua, decidieron instalarse en medio de la laguna formando la ciudad lacustre Ganvié. Tiene una población aproximada de 20.000 habitantes y está considerada como la ciudad lacustre más grande de África. Las casas de bambú, el mercado flotante y la característica técnica de pesca hacen de este paraje, una agradable e inigualable experiencia. Tras la visita de Ganvié, continuaremos con la piragua hasta llegar a Porto Novo, capital política de Benin, donde se podrá visitar el museo etnográfico de Da Silva, y si hay tiempo también el del rey Toffa, regresando por la tarde a Cotonou.

Día 3. Cotonou – Abomey. 190 Km carretera muy mala.
Tras el desayuno salida hacia el antiguo reino de Abomey. Si coincide con el día de mercado, se podrá pasear por el “mercado nocturno de las almas” que se celebra cada cinco días. Se dice de él, que abre únicamente en horario nocturno, para que de esta manera las almas de sus antepasados puedan hacer sus compras. La noche oscura se ilumina con las típicas lámparas de aceite recicladas, que portan tanto los visitantes como los vendedores, aportando más si cabe una magia y misticismo especial a la ya encantadora ciudad de Abomey.

Día 4. Abomey. Visitas.
La antigua e histórica ciudad de Abomey capital del reino de las Amazonas Fon (antigua Dahomey) fue fundada por los exiliados de Ghana. Alberga una de las mayores muestras de cultura del país: los Palacios Reales de Abomey, declarados Patrimonio Cultural de la UNESCO en 1985. Entre 1625 y 1900 se sucedieron 12 reyes en el trono del todopoderoso estado de Abomey. Todos ellos hicieron construir su palacio dentro de un mismo recinto cercado por gruesos muros de adobe, excepto el rey Akaba que edificó su mansión en un recinto separado. Cada palacio contiene características arquitectónicas comunes con los construidos anteriormente, en lo que se refiere a estructuración del espacio y materiales utilizados. Estos palacios constituyen un testimonio excepcional de este reino actualmente desparecido.

Pasearemos también por el barrio de los herreros y forjadores, pudiéndose ver docenas de fetiches en las casas, así como innumerables templos decorados con dibujos estridentes únicos, así como una aldea de fetiches a 7 Km de la ciudad. Completaremos el día con la visita a templos religiosos Fon.

Día 5. Abomey – Parakou. 290 Km asfalto
Tras el desayuno se visitará el pueblo subterráneo de Agonglo que servía a los guerreros Fon para esconderse en la época de luchas entre etnias. Continuación hasta Parakou, poseedora de una gran mezcla étnica y capital de los Bariba, considerados los grandes guerreros de la región.

Día 6. Parakou – País Taneka – Natitingou. 208 Km asfalto
Desayuno y salida hacia el País Taneka-Koko, que literalmente significa "Bajo la roca". Allí, tras las colinas, encontramos sus cabañas de adobe y al jefe fetichero que podremos distinguir por su gran pipa que siempre debe estar encendida. Podremos conocer más cosas sobre esta etnia visitando alguna de las tumbas. Por la tarde llegada a Natitingou.

Día 7. Natitingou. Visita aldeas Tatasomba y Tamberma
Después del desayuno día de exploración para mezclarse con la población local: los Tamberma o Tata Somba- Se hará una caminata a pié de 2 Km, para conocer su cultura y tradiciones. El País Tamberma o Tatasomba (llamado así por la unión del vocablo que identifica el tipo de construcciones –tatas- con Somba -la etnia-) está situado en un acantilado que se extiende al otro lado del Atakorá, cadena montañosa que separa Togo de Benin, a 30 Km de Natitingou.

El lugar es uno de los mejor conservados del África Occidental. El acantilado posee una gran variedad de árboles, pájaros y sobre todo a los Somba, que siguen viviendo en construcciones de formas caprichosas de adobe como si de pequeños castillos se tratase. Rodeados con sus mercados parados en el tiempo y fetiches familiares, parece que sus costumbres no se han alterado desde tiempos inmemoriales.

Día 8. Natitingou – Kara. 150 Km asfalto
Desayuno. Hoy cruzamos la frontera. Suele ser rápido, pero esto es África, así que depende del estado de ánimo y humor de los funcionarios a cargo de aduanas.

Hasta hace poco tiempo Kara, la tercera ciudad de Togo, era una ciudad provinciana, pero hoy en día es una villa en plena expansión donde destaca su mercado, lleno de vida. Se ha convertido rápidamente en un centro administrativo moderno y es partícipe de muchos proyectos creados por el gobierno. La región, del mismo nombre, es también conocida por ser la patria del presidente, y por albergar la mayor cantidad de grupos étnicos del país.

Día 9. Kara – Atakpame. 252 Km carretera mala
Después del desayuno recorreremos, por una carretera de montaña, vía Aledjo Kadara, atravesaremos bosques tropicales y plantaciones de teka, hasta llegar a Sokode, una de las ciudades más grandes de Togo y centro administrativo, donde habitan los Kotocoli. Esta etnia del norte practica la religión musulmana dedicándose principalmente al transporte. Los hombres visten grandes boubous con claras similitudes a los ciudadanos de África del norte. Visitaremos el mercado de la ciudad antes de proseguir nuestro camino hacia Atakpamé.

Situada sobre una colina, Atakpamé completa el triángulo de café-cacao formado por Kpalimé, Badou. En otra época fue un refugio montañoso para más tarde convertirse, durante la colonización alemana, en centro agrícola y administrativo. Si se tiene suerte y coincide se puede asistir a un espectáculo de danza thébé, típica de Togo y especialmente de esta región.

10. Atakpame – Lomé. 160 Km asfalto
Tras el desayuno saldremos hacia Lomé la capital togolesa, una ciudad moderna que representa la nueva África cosmopolita, que es cita obligada para todas las etnias costeras. Visitaremos el Gran mercado y el mercado de Fetiches.

El Gran mercado de Lomé es un edificio de dos plantas en el que se produce la mayor parte de las actividades comerciales de la ciudad y donde se puede encontrar prácticamente de todo. Está fuertemente dominado y dirigido por las famosas mujeres de Lomé, ataviadas con trajes tradicionales y de vistosos colores. Regentan puestos de textiles que no solo son espectaculares por su calidad, sino también por el colorido y espectáculo de poder asistir a algún regateo mantenido por los clientes con estas duras mujeres de negocios. Hace años se las apodó como las “Mama Benz”, ya que con sus primeras ganancias adquirían un Mercedes Benz, vehículo que conducían los maridos. Muchas de ellas son ricas y es todo un espectáculo verlas dirigiendo sus negocios con gran autoridad.

El mercado de los fetiches es el lugar donde se pueden ver los productos más característicos de la religión y de la medicina tradicional togolesa. Plumas de pájaros, cráneos de animales, pieles, hierbas y toda clase de cosas que son elegidas por ser poseedoras de cualidades especiales o poderes mágicos. También son abundantes en todo el mercado los pequeños fetiches o gris-gris que se utilizan como protección contra la mala suerte y que según los vendedores son de una eficacia garantizada.

Día 11. Lomé – Togo Ville - Grand Popo. 70 Km asfalto
Después del desayuno visitamos el pequeño museo de la ciudad y más tarde continuamos hacia Togo ville, la ciudad que ha dado nombre al país. En una piragua cruzaremos las aguas del lago Togo y más tarde visitaremos la iglesia de Notre Dame du Lac construida en 1910. Está adornada con pinturas de mártires africanos y una reproducción de la barca sobre la que, según leyenda, la Virgen Maria se apareció en el lago en 1940. En 1988 Juan Pablo II celebró allí una misa. Se visitará también la plaza animista con los fetiches hembra y macho, e iremos a la casa de la señora que hace la iniciación a los sacerdotes. Si nos recibe, nos tendremos que poner las telas tradicionales.

Día 12. Grand Popo.
Desayuno. Saldremos por la mañana para hacer un recorrido por el río Mono en la típica piragua tradicional. Haremos una escala para visitar alguna de las aldeas que hay junto al río. Navegaremos entre los canales de la laguna y para admirar los santuarios, fetiches y ofrendas que guardan en las aldeas de madera entre la espesa vegetación. Proseguiremos nuestro recorrido hasta llegar a la desembocadura del río Mono, total 38 Km ida/vuelta hasta la llamada Boca del Rey. Compraremos gambas o cangrejos para hacer un pic-nic, antes de regresar al hotel.

Por la tarde se puede organizar el rito de Zangbeto o de los resucitados. Fantasmas de rafia que danzan y hacen juegos de magia, para demostrar la fuerza de los ancestros.

La zona costera de Benin, es una franja de tierra entre el mar y lagunas de agua semi-salada, donde habitualmente se puede ver a los pescadores con sus redes circulares. Sus pueblos, característicos por sus construcciones en hojas de palma, están instalados cerca de los rústicos embarcaderos de piraguas.

Grand Popo está ubicado en un lugar privilegiado: entre las arenas doradas del golfo de Guinea y las lagunas interiores, donde desemboca el río Mono. Los pescadores amarran sus barcas de colores después de faenar en el mar mientras la laguna guarda secretos ancestrales y creencias tradicionales, aún intactas.

Día 13. Grand Popo Possotomé.
Desayuno. Salida hacia Possotomé, aldea de pescadores y agricultores, situada a orillas del lago Aheme y una de las fuentes de explotación de agua mineral en el país. Llegada al hotel desde donde saldremos para descubrir las culturas del poblado y también sus tradiciones. Haremos una hora de caminata para convivir con los pescadores que todavía siguen pescando de manera ancestral. Por la tarde navegaremos con una pinaza sobre las aguas del lago Aheme, dónde sin duda, aprenderemos y conoceremos las divinidades del agua y las técnicas de pesca tradicional, para luego poder cocinar una comida local, el Dakoun. No debemos olvidar nuestro traje de baño.

Día 14. Possotomé – Ouidah.
Después del desayuno salida hacia Ouidah pueblo costero situado en la costa beninesa. Tiene una población mayoritaria de la etnia Fon y es famoso por el rito del Vudú y por haber sido uno de los centros de venta de esclavos más importante de África. Se visitará el Templo de las Pitones, el Museo, el Bosque Sagrado, el Árbol de no olvido y el camino del “no retorno”

Ouidah y el Vudú. La costa de los esclavos en el golfo de Benin es la cuna del Vudú o Vodun. Las numerosas prácticas, así como objetos con significación religiosa encontrados en excavaciones arqueológicas en el país, siguen viéndose en la actualidad. Un vodunsi, iniciado en Vudú, reconoce el espíritu del difunto y numerosas divinidades independientes. A él se dirigen para que se aproxime a estas deidades y espíritus para ayudar en el nacimiento de bebes, prevención contra las enfermedades, aumentar la fortuna, vencer a los enemigos y merecer la gracia de los dioses y el paraíso después de muertos. Los dioses son representados por fenómenos naturales como el mar, el sol, la luna, el fuego o los árboles. La veneración al dios-serpiente y en especial a la pitón, está muy extendida en Ouidah, por ser dicho reptil un importante símbolo en el antiguo reino de Xweda que imperaba en la zona.
Cada divinidad tiene sacerdotes específicos y a su vez cada una de ellas requiere objetos específicos de culto y prácticas diferentes. Las ceremonias tienen lugar en función de las diferentes estaciones del año e implican vestidos y decoraciones especiales del cuerpo, danzas y cantos acompañados de campanas o tambores.

Ouidah es el centro más importante de Vudú en Benin y probablemente en el mundo. La ciudad acoge desde el año 1992, primer año en que se celebró, el festival Vudú mundial consagrado al arte y la cultura de esta práctica. Sigue realizándose hasta ahora y se constituyó como día fijo en el calendario y fiesta nacional, el 10 de enero.

Templo de las pitones. Para los Fon estos reptiles son poseedores de la salud, la buena suerte y sobre todo de la continuidad de su etnia. Las pitones están custodiadas por sacerdotes iniciados y está prohibido terminantemente en su religión matarlas e incluso molestarlas.

El bosque sagrado de Kpassé Zoun. Un pequeño jardín de enormes y viejos árboles alberga una colección de tallas de madera hechas por varios artistas del pueblo que representan diferentes deidades del Vudú. Según la leyenda el rey fundador de Ouidah se transforma en árbol en este lugar para escapar de sus enemigos.

El museo de Historia – Fuerte Portugués. El museo posee un gran número de objetos e ilustraciones de gran importancia histórica y cultural, que permiten al visitante comprender mejor el pasado de la región. Las colecciones están expuestas según seis temas principales: el fuerte portugués, el reino de Xweda, el reino de Dahomey, la Trata de los esclavos, el Vudú y los lazos culturales entre Benin y el Nuevo Mundo.
El museo, situado en el recinto del antiguo Fuerte Portugués, fue en origen el lugar donde los portugueses hicieron el comercio de esclavos y más tarde enclave diplomático en la zona. En 1961 pasó a ser propiedad de Dahomey y el gobierno comenzó la restauración pasando en 1967 a ser el Museo de Historia de Ouidah.
Tiene una superficie de una hectárea y el recinto se compone de una residencia de los representantes oficiales de Portugal, una capilla, una guarnición y el cuartel. Las colecciones del museo están expuestas, la mayor parte, en la residencia y las exposiciones temporales en la capilla. El museo alberga importantes colecciones acumuladas del trabajo realizado en varios yacimientos arqueológicos de la zona de Savi y Ouidah, dirigidos por arqueólogos de la universidad de California y Carolina del Sur, con las que el museo coopera en varios programas.

La ruta de los esclavos. La distancia de 4 Km entre el museo de Historia y la playa constituye probablemente la ruta original que tomaban millares de esclavos antes de ser embarcados en los barcos que les llevarían al Nuevo Mundo. A lo largo de este camino se encuentran altas estatuas que representan símbolos del Vudú. A lo largo de la ruta, una de las paradas más importantes es La plaza de la subasta, donde los comerciantes que venían de las potencias europeas, seleccionaban y compraban esclavos destinados al Nuevo Mundo. La puja tenía lugar en la plaza de Chacha delante de la casa de Francisco de Souza. Los esclavos eran marcados con fuego acorde al signo del comprador bajo El árbol del olvido. No obstante, el nombre de este lugar proviene del ritual que realizaban los esclavos en el que daban varias vueltas alrededor del tronco del árbol para olvidar su patria. Los hombres daban 9 vueltas y mujeres 7. El rey de Dahomey, Agadja, plantó El árbol del retorno en la plaza de Zoungbodji, marcando así el punto del último adiós. Dando la vuelta 3 veces alrededor de este árbol los esclavos se aseguraban que después de la muerte sus espíritus volverían a su país natal.

Conocido como el Muro de las Lamentaciones, El Memorial del recuerdo de 6 metros de altura cuenta a través de imágenes la historia de la esclavitud en Benin. El muro se localiza en el lugar donde se encontraba una fosa común en la que enterraban a los esclavos muertos antes de dejar África.

A partir de la playa de Ouidah los esclavos eran embarcados en los botes y más tarde en las grandes naves negreras. En la playa se yergue un monumento erigido por la UNESCO en memoria de los africanos que habían tenido que dejar su patria desde este lugar, conocido bajo el nombre de la Puerta del No Retorno.

Día 15. Ouidah – Cotonou. 61 Km asfalto.
Después de desayunar haremos la ruta hacia la bulliciosa Cotonou, que ha dejado de ser hace ya mucho tiempo un pueblo de pescadores para convertirse en una ciudad grande, moderna y bastante ruidosa. Sus grandes avenidas están repletas de actividad y de los típicos Djemijan, taxis-moto que permiten llegar a cualquier lugar en poco tiempo con rapidez. Visitaremos en la ciudad el centro de Artesanía y el mercado más grande de África occidental, el Dantokpa, que se extiende como otra enorme ciudad donde es posible encontrar todo lo que uno busca.

Traslado al hotel para tomar una ducha y más tarde traslado al aeropuerto para tomar el vuelo de regreso. Noche en vuelo.

Día 16. Llegada a España.
Traslado al aeropuerto y vuelo de regreso.
 

Documentación.
Pasaporte con validez 6 meses a la fecha de entrada y hojas libres.
Cartilla de Vacunación de FIEBRE AMARILLA.
Para la tramitación de la reserva necesitamos COPIA ESCANEADA EN COLOR DEL PASAPORTE

Visados.
Los ciudadanos con pasaporte ESPAÑOL necesitan visado para entrar en estos dos países.

Visado de BENIN. Podéis tramitarlo vosotros directamente en el Consulado de Benin en Madrid o Barcelona. Si deseáis lo gestionemos es necesario nos enviéis: copia escaneada del pasaporte + 1 fotografía tamaño carnet (original). Precio tramitación: 95¤
 
Visado de TOGO. Se tramita en destino. Pasaporte original + 2 fotografías. Precio en destino: +/- 16¤.

Sanidad.
Es obligatoria Cartilla de Vacunación de FIEBRE AMARILLA. Se recomienda vacuna del Tétanos y Tifus, así como profilaxis contra el Paludismo. Es necesario dirigirse al Ministerio de Sanidad de tu provincia:

Información a 25/4/2018 sujeto a modificaciones
 

Destinos por países