• Las cataratas más impresionantes del mundo

Las cataratas más impresionantes del mundo

La arrolladora fuerza del agua ha fascinado al ser humano a lo largo de la historia de la humanidad. ¿Quién no sueña con ver de cerca alguna de las cataratas más impresionantes mundo? Más allá de Niágara, Iguazú y Victoria, que son los saltos de agua más espectaculares del planeta por su altura, densidad de caudal y el entorno que los rodea, te descubrimos otras bellísimas caídas de agua.

Este regalo de la madre naturaleza no deja indiferente a nadie. Las cataratas más impresionantes del mundo suelen estar rodeadas de bosques, selvas y vegetación exuberante, lo que contribuye a magnificar su espectacularidad. Espuma, belleza y, también, vértigo, se unen en perfecta simbiosis para recrear un espectáculo que hipnotiza. Seleccionamos las diez que más nos han impactado.

Las 10 cataratas más espectaculares del planeta

 

1.- Niágara – Estados Unidos y Canadá

Cataratas Niágara Canadá

Las tres caídas de agua más cinematográficas de la historia componen estas cataratas visibles desde el estado de Nueva York en Estados Unidos y desde Ontario en la parte canadiense. Su altura de 52 metros unida a la amplitud de su frente, que alcanza los 56 kilómetros, las han convertido en leyenda. En conjunto mueven 110.000 metros cúbicos de agua, que van erosionado la roca; se dice que hace 12.000 años estaban alrededor de 11 kilómetros más adelante. La película Superman también puso su granito de arena para dotarlas de más épica.

Menos conocido es que el teleférico desde el que se disfruta de unas vistas impresionantes es obra de Leopoldo Torres, un ingeniero español.

Como curiosidad, en cada país entre los que actúa de frontera natural existe una ciudad llamada Niagara Falls, por lo que si te decides a visitarlas tendrás que tener en cuenta la vista que prefieres para no errar en la elección de la ciudad.

Foto: Neil Morrel – Pixabay

2.- Iguazú – Argentina y Brasil

Cataratas de Iguazú Argentina

En la frontera entre Argentina y Brasil se encuentra este espectacular conjunto, que forma parte del Parque Nacional Iguazú, declarado Patrimonio de la Humanidad en 1984. Si en la parte argentina descargan la mayor parte de los saltos de agua, en el lado brasileño se disfruta de la caída de mayor altura, conocida como el Salto del Diablo (80 metros). Cuentan con el mérito de haber sido elegidas como una de las Siete Maravillas del Mundo el 11 de noviembre de 2011, fecha en la que cada año se celebra el Cataratas Day para concienciar sobre la preservación del parque y toda la región.

Fueron redescubiertas por el español Álvar Núñez Cabeza de Vaca en 1542 y su nombre en guaraní significa ‘agua grande’. Están formadas por 275 caídas de agua, pero dependiendo del caudal del río varían entre 150 y 300. Su forma en herradura aporta su singularidad y la hace reconocible frente a otros saltos del planeta. Por su majestuosidad, ha sido escenario de películas míticas como La Misión o Indiana Jones y el reino de la calavera de cristal

Cuenta la leyenda que Dios en forma de serpiente, M’Boy, pretendía casarse con una bella india llamada Naipi, que el día de la boda huye en una canoa con su amado Tarobá. El dios entró en cólera y cortó el río creando las cataratas y condenándolas a una caída eterna.

Foto: Rutas 10

3.- Victoria – Zambia y Zimbabwe

Cataratas Victoria Zambia

Al explorador británico David Livingstone debemos el descubrimiento de una de las cataratas más impresionantes del mundo en 1855. El nombre que le dio rinde tributo a quien entonces reinaba en su país de origen, sin embargo los aborígenes la denominan Mosi-oa-Tunya, algo así como el Humo que truena.

Patrimonio de la Humanidad, este impresionante salto de agua de más de 100 metros de altura separa Zambia de Zimbabwe y puede observarse desde un puente de acero construido en 1905. Enlaza a través de 130 metros las localidades de Livingstone y Cataratas Victoria

El vapor de agua que desprenden se precipita de nuevo de forma suave creando lo que se denomina el bosque lluviosos, por lo que se convierte en el único lugar del mundo donde llueve de forma perenne, si bien en la estación seca la fina niebla se reduce de manera notable. De hecho, el cambio climático está afectando especialmente a esta maravilla natural africana por las sequías que se están viviendo. 

Penetrar en esta fina niebla, ver desplegados los colores del arco iris o el ruido atronador son experiencias únicas en un lugar extraordinario.

Foto: Rutas 10

4.- Salto del Ángel – Venezuela

Cataratas Salto del Ángel Venezuela

Sobrecogedora es la imagen que ofrece la que se considera la cascada más alta del mundo. Dentro del Parque Nacional Canaima, en el monte Auyantepui, cae el agua desde 979 metros de altura. Los indígenas la bautizaron como Kerepakupai Merú, que significa cascada del lugar más profundo. Una maravilla de la naturaleza sirvió de inspiración para películas como Avatar o Up. 

La belleza de la selva que la rodea seguro que contribuyó a su declaración como Patrimonio de la Humanidad desde 1994. Su nombre rinde homenaje al aviador estadounidense Jimmy Angel, que fue el primero en localizar su ubicación exacta cuando sobrevolaba la zona en avioneta. Sin duda, este medio es la opción más extraordinaria para disfrutar en plenitud del espectáculo, pero también la más cara.

Por tierra, se puede llegar hasta un mirador ubicado justo enfrente, pero siempre a través de un operador turístico autorizado entre los meses de junio y diciembre. Aunque requiere una buena caminata, la belleza del lugar compensa el esfuerzo.

Foto: Iñaki López- Flickr

5.- Cascadas Gullfoss – Islandia

Cascadas Gullfolls Islandia

Se la conoce como la Cascada Dorada por el efecto óptico que genera el agua a su paso por los tres saltos que parece que la tierra se traga el río Hvitá. Atrae gran cantidad de visitantes por su particular composición: tres grandes escalones y dos saltos de agua de 32 metros de altura, pero también por su proximidad a la capital, Reikiavik.

Estas cascadas, que también tienen forma de herradura aunque de reducidas dimensiones, estuvieron a punto de convertirse en fuente de energía hidroeléctrica para aprovechar la fuerza del agua. Por fortuna, el proyecto no prosperó y hoy este paraje se conserva para disfrute de la humanidad.

El origen del agua viene del segundo glaciar más grande de la isla, Langjökull, y la profunda grieta por la que desparece se formó por inundaciones repentinas que fueron gradando la roca.

Si te decidas a conocer este rincón de ensueño, está abierta todo el año.

Foto: Rutas 10

6.- Cascadas de Plitvice – Croacia

Parque Natural Plitvice Croacia

El parque nacional más famoso de Croacia da nombre a estas cataratas. Ubicado en la región montañosa de Lika, es el destino favorito del turismo internacional por la belleza de estos saltos de agua. Más que una cascada, se trata de una red de 16 lagos cristalinos azulados y verdes encadenados por las caídas de agua. 

Si te gusta la ópera, quizás sepas que Plitvice fue una famosa cantante de este género musical del siglo XIX y en su honor se denominó así el paraje. Desde 1979 está reconocida como Patrimonio de la Humanidad.

El más impresionante de los saltos de agua se conoce como Gran Cascada o Veliki Slap en croata. Forma parte de los lagos inferiores y sus 78 metros la convierten en más alta del país y la más hermosa. Se distingue del resto de cascadas por provenir del río Plitvica Potok. Las otras se forman al derramarse el agua desde el lago superior al que queda por debajo.                                                                       

7.- Cascada Horsetail – Estados Unidos

Catarata Horsetail Estados Unidos

En algunos días de finales de febrero, cuando el sol se pone y sus últimos destellos bañan la caída de agua, parece que el agua se convierte en fuego. Es un espectáculo de una belleza increíble que dura apenas 10 minutos y si se dan las condiciones meteorológicas adecuadas. El interior del Parque Nacional de Yosemite, en California, acoge este bellísimo salto que proviene del deshielo y crea una caída de 500 metros.

Cuentan que los indios Awahneechee, que poblaron el valle de Yosemite durante cientos de años se reunían en estas fechas para ver “el agua que se convertía en sangre”.

Los más atrevidos pueden llegar hasta el borde superior de la cascada en una caminata a la que hay que dedicar un día completo. Sin duda, es una delicia poder contemplar este lugar asombroso, por eso no podíamos olvidarnos de ella en esta selección de las cataratas más impresionantes del mundo.

Foto: Anita Ritenour – Flickr

8.- Cataratas de Epupa – Namibia

Cataratas Epupa Namibia

Es uno de los oasis más bellos de África y se localiza en Namibia. en la región del Kaokoland. Las cataratas de Epupa se precipitan al vacío entre las rocas desde una altura de 40 metros por los acantilados que están rodeados por enormes baobabs convirtiendo el lugar en un auténtico vergel. El agua proveniente del río Kunene forma una estampa preciosa compuesta por caídas consecutivas.

Poco frecuentadas por turistas debido a su difícil acceso, la zona guarda la esencia africana y es el hábitat de los timbas, etnia ancestral del continente. 

Foto: Rutas 10

9.- Cataratas de Ouzoud – Marruecos

Cataratas Ouzoud Marruecos

En el corazón del Gran Atlas, en la provincia de Azilal, estas cataratas se han convertido en una de las grandes atracciones turísticas de Marruecos. Contrapunto a los alrededores desérticos, son unas de las cataratas más impresionantes del mundo que forman estanques al final del precipito visibles a través de numerosas rutas senderistas.

El salto de agua de unos 110 metros es el más alto del norte de África y cae por un desfiladero natural en el curso del río Ouzoud. Es habitual que las partículas de agua que quedan en suspensión tras impactar contra la roca formen un pequeño arco iris que le da magia al lugar.

Se encuentra a unas tres horas de la capital del país y su visita puede realizarse en cualquier época del año, puesto que el salto de agua muestra un importante caudal incluso en verano. Es posible darse un baño en sus aguas, así como navegar por la zona en pequeñas embarcaciones a remo.

10.- Cascada Sutherland – Nueva Zelanda

Cataratas Sutherland Nueva Zelanda

Los maoríes la conocen como ‘hilo blanco’ y su puesto entre las más impresionantes del mundo se lo debe a que es posible caminar por su base. Eso sí, la fuerza del agua, que envuelve como un torbellino hace que apenas se pueda ver. Pero el ruido ensordecedor convierte en inolvidable la experiencia.

Situada en el Parque Nacional de Fiordland, en la isla Sur del país, se ven a kilómetros de distancia. El agua proveniente del lago Quill baja por tres cascadas antes de caer por la roca. Debe su nombre a Donald Sutherland, que fue el primer europeo en divisarlas pese a la ruta complicada entre espesos bosques tropicales para llegar hasta ella.

En verano, luce espectacular y los viajeros pueden deleitarse con los paisajes cercanos y observar los maravillosos arcoíris y las nubes blancas que se forman al lado de la cascada.

Foto: Samuel Ferrara – Unsplash

Esperamos que hayas disfrutado con esta colección de majestuosos saltos de agua. Sin duda, son una muestra de la desbordante naturaleza con la que han sido reglados los países en los que se enclavan.

Foto apertura: Miltiadis Fragkidis – Unsplash

    Añadir comentario

    Landmannalaugar, el mejor trekking de Islandia
    Qué llevar en la maleta a Islandia