• Cómo hacer la maleta perfecta al estilo Konmari

Cómo hacer la maleta perfecta al estilo Konmari

Categorías: Trucos del Viajero

Pocas experiencias más emocionantes que la planificación de un viaje: la elección del destino, el estudio del recorrido, la lectura sobre su historia y costumbres. El viaje ofrece grandes momentos en su preparación hasta que nos ponemos a pensar en la maleta. ¿La grande o la mediana?, ¿nos llevamos vestido y pantalón negro por si salimos de cena?, ¿necesitaremos unos zapatos de tacón y otros de vestir ?, ¿qué hacemos con las cremas?… Todo son dudas. Tranquilos, hemos recurrido al método Konmari para ayudaros: todas las claves de la maleta estilo Konmari.

¿Konmari?

Si eres uno de los últimos seres humanos sobre la tierra que aún no sabe que es el método Konmari, pronto dejarás de serlo. Marie Kondo es una joven japonesa que se ha convertido en una celebridad global ayudando a poner cada cosa en su sitio utilizando el menor espacio posible. Bajo el grito de guerra de «la verdadera vida comienza después de poner tu casa en orden», cuenta con varios libros superventas mundiales. No sonrías, en 2015 fue incluida por la revista Time como una de las 100 personas más influyentes del mundo, en gran medida por el éxito de La Magia del orden.

Y como en Rutas 10 el orden que más preocupa es el de nuestra maleta, hemos adaptado sus soluciones a este mínimo espacio con el que recorremos el mundo. Te contamos el resultado del experimento.

Solo lo imprescindible

Como buena oriental, el método Konmari comienza por una ceremonia depurativa: tira todo lo que no utilizas. Su segunda regla de oro es diferenciar entre los verbos ordenar y acumular. Seguro que ya vas pillando la idea.

Antes de desplegar el mercadillo sobre la cama con toda la ropa y enseres que piensas meter en tu sufrida maleta, piensa. El mejor método para comenzar a trabajar es sentarse con papel y lápiz. A la hora de hacerlo sigue estos consejos:

  • ¿De verdad necesitas tantas cosas? Solo lo que realmente necesitas te hace feliz. Prescinde del ‘por si acaso’ e incluye en el listado solo lo que sabes que vas a utilizar. El mundo está lleno de tiendas para solucionar imprevistos y tus riñones te lo agradecerán cuando tires de la maleta en el aeropuerto.
  • Organiza todo por familias. La mejor solución de tener una visión ajustada a la realidad es que agrupes cada cosa en el listado por categorías. Así podrás observar cuántas camisetas has incluido, los conjuntos de ropa interior, la ropa deportiva, el calzado, etc. Piensa en el número de días del viaje y valora objetivamente: ¿diez camisetas y ocho vestidospara quince díasde viaje, no es un poco excesivo?
  • Piensa en tu felicidad. Konmari nos invita a vivir con aquello que realmente nos hace felices, si de verdad esas diez camisetas son una especie de seguro de viaje, adelante: probablemente decidas sacar dos de las cuatro chaquetas que has metido, sobre todo pensando que viajas a Jordania en pleno mes de julio. 😉

Las dos claves

Trabajamos en la maleta estilo Konmari. Una vez confeccionado el listado ya estás preparado para volver a la cama, donde pondrás -ahora sí-, toda la ropa y enseres. Recuerda que debes organizarlo por familias, de ese modo puedes hacer una última revisión antes de empezar a ordenarlo todo. Un trabajo que si seguimos el método a rajatabla deberíamos hacer en soledad, libre de la influencia de otras opiniones y, en cualquier caso, lejos del ojo de una madre. Aunque la adores debes saber que son las especialistas en el «por si acaso».

Consigas o no esa recomendable soledad, ten en cuenta las dos claves básicas de Marie Kondo:

  • Enrolla, no dobles. Quizá su mayor aportación es organizar la ropa doblándola y enrollándola cuidadosamente, de modo que cada pieza debe sostenerse sobre sí misma en una superficie plana. De este modo la organiza sobre los cajones una junto a otra (en vertical, no apiladas en varios pisos o capas, como tradicionalmente hacemos), lo que permite verla y manipularla con facilidad sin tocar las demás prendas. Viendo alguno de sus muchos vídeos en la Red, lo comprenderás mejor.

  • Utiliza bolsas de aseo para todo lo pequeño. La otra clave es la organización con cajas de zapatos, que en el caso de la maleta sustituimos por neceseres de tipo cremallera, cuanto más sencillos y planos, mejor.

La hora de la verdad: la maleta estilo Konmari

De nuevo reunimos algunas recomendaciones para culminar la tarea con éxito:

  • Comienza por el calzado, utiliza bolsas individuales para cada par. Puedes guardar en su interior los calcetines o medias con los que vayas a hacer su primer uso. Al ser más pesado, utiliza la base de la maleta para ubicarlos.
  • Cuidado personal. Continuamos con los productos de aseo. Partiendo de la selección hecha, utiliza los prácticos botes de viaje para llenarlos con los productos que necesites. Elije cada uno según la cantidad que vas a necesitar. Muy importante, que dispongan de cierre de seguridad: los botes cobran vida en la maleta y así evitarás desagradables sorpresas. Utiliza ahora los neceseres para organizarlos botes junto a los otros productos (cremas solares, dentífrico, maquinillas de afeitar o depilar…). Puede que necesites varios, así que agrupa según las necesidades de uso.
  • Ropa interior, medias y calcetines, complementos y joyería. Utiliza los demás neceseres para cada una de estas categorías de cosas. En el caso de la muda organiza las piezas por conjuntos. Así será más fácil dar con lo que buscas sin desorganizar lo demás. Si viajas con cadenas de cuello o pulseras finitas puedes utilizar las típicas pajas de refresco.  Mete la cadena por un lado y abróchala, impedirás que se enreden los eslabones en un nudo imposible de deshacer.
  • Ropa. No dejes de mirar el tutorial de YouTube, con un poco de práctica pronto tendrás la destreza de Marie Kondo para doblar en mínimo espacio. Agrupa cada prenda en vertical por familia (de ciudad, playa y deportiva, de noche…). Pon siempre los conjuntos en paralelo. Procede del mismo modo con la toalla de baño.
  • Prendas delicadas. Solo en el caso de las prendas que requieren de cuidado especial, utiliza la solapa de la maleta para que viajen más extendidas. Si no es el caso, utiliza esta parte para distribuir los diferentes neceseres.

¿Qué hacer con los gadgets?

Cargadores, adaptadores, cables y fotografía. En el caso del cargador del móvil sí es recomendable llevar dos, uno en tu equipaje de mano y otro en la maleta (no hay mayor drama que la desconexión). En ambos casos utiliza una cartera tipo neceser para guardarlo. Un truco es aprovechar el espacio con otros productos similares como los cascos. Del mismo modo, agrupa todos los gadgets de fotografía en una única bolsa, que recomendamos llevar siempre contigo.

Y no olvides meter una buena lectura, el mejor compañero de viaje. Ya tienes preparada tu maleta al estilo Konmari, no ha sido tan difícil. Ahora solo te queda disfrutar del viaje.

Foto: Pixabay

 

    Añadir comentario

    Unos cazadores encuentran una espada vikinga de 1.000 años de antigüedad
    Pistas sobre los platos típicos peruanos