Alaska y Yukón. La última frontera.

Alaska y Yukón. La última frontera.

20 días

Este es un viaje para disfrutar intensamente de la naturaleza en estado puro. Nos quedaremos deslumbrados por la belleza del Parque Nacional Denali y su impresionante monte Denali, que con sus 6.194 metros es la cima más alta de Norteamérica. Descubriremos las majestuosas vistas del Parque Nacional Wrangell-San Elías, próximo a la frontera de Canadá, donde se encuentran algunas de las más altas montañas de Norteamérica, que sobrepasan los 5.000 metros como el monte San Elías y el Logan. Un terreno salvaje, montañoso y abrupto, poco visitado, espectacular y con una abundante fauna compuesta por alces, cabras de montaña, numerosos osos, lobos y caribúes.

Recorreremos desde el mar el Parque Nacional de los Fiordos de Kenai para poder observar sus grandes glaciares que desembocan desde las altas montañas hasta el mar, rodeados de verdes bosques que llegan hasta las olas. Observaremos su abundante fauna marina como nutrias, focas, leones marinos y ballenas.

Yukón, la imagen de una hilera interminable de sufridos porteadores atravesando el paso Chilkoot cubierto de nieve (hoy declarado monumento nacional de Estados Unidos y Canadá) forma parte de la memoria visual de todo aventurero que haya soñado con Alaska. Son cientos los libros y películas sobre la gesta del oro y el río Yukón, es un viejo conocido de todos los creyentes en el “gran Norte”.
El territorio del Yukón no ha cambiado mucho y aún pueden verse alces, osos y lobos.  Muchas construcciones de la época están en pie a lo largo de la ruta y el espíritu de la quimera del oro todavía parece estar presente.

DIA RUTA HOTEL COMIDAS
2 agosto Madrid - Toronto - Vancouver - Whitehorse. Hotel --
3 agosto Whitehorse - Dawson City. Hotel --
4 agosto Excursión al Tombstone Territorial Park. Hotel --
5 agosto Dawson City - Fairbanks. Hotel --
6 agosto Fairbanks - Healy. Hotel --
7 agosto P.N. Denali. Hotel --
8 agosto P.N. Denali -Talkeetna. Hotel --
9 agosto Talkeetna - Anchorage. Opcional sobrevuelo P.N. Denali. Hotel --
10 agosto Anchorage - Glaciar Exit - Seward. Hotel --
11 agosto Día libre. Crucero opcional en Seward. Hotel --
12 agosto Seward - Whittier - Valdez. Hotel --
13 agosto Valdez - Chitina - McCarthy. Lodge --
14 agosto McCarthy. Glaciar Kennicott. Lodge --
15 agosto McCarthy - Chitina - Beaver Creek. Motel --
16 agosto Beaver Creek - Haines (Alaska). Motel --
17 agosto Haines. Día libre. Motel --
18 agosto Haines - Skagway. Hotel --
19 agosto Skagway - Whitehorse. Hotel --
20 agosto Whitehorse - Vancouver - Toronto - Madrid. ---- --
21 agosto Llegada a Madrid. ---- --

Mapa del viaje

Mapa del viaje Alaska y Yukón. La última frontera.

Viajes relacionados

Precios

Mínimo de 18 personas    6.340
Suplemento 12-17 personas    280
Suplemento habitación individual   2.170
Tasas aeropuerto aproximadas    340

Salidas

02/08/2020

Servicios incluídos

•    Guía acompañante de Rutas 10.
•    Vuelo de Madrid a Whitehorse ida y vuelta, vía Toronto y Vancouver.
•    Alojamiento en hoteles, moteles y albergues, categoría básica.
•    Transporte durante todo el viaje en minibús de 21 asientos.
•    Entradas a parques nacionales.
•    Avioneta Chitina-Mc Carthy-Chitina.
•    Ferrys entre Whittier-Valdez y Haines - Skagway.
•    Seguro de asistencia en viaje con 4.500¤ de gastos de cancelación.

SERVICIOS NO INCLUIDOS:•    Tasas aéreas y gastos de gestión
•    Cualquier tipo de alimentación.
•    Propinas.
•    Excursiones opcionales:
-    Denali National Park. Desde 
-    Kenai Fjords National Park Tour. (6 horas) 
-    Vuelo panorámico Talkeetna P.N. Mc Kinley. 
•    Cualquier supuesto no especificado en el apartado ‘Incluye’.

LA RUTA

Día 2 agosto. Madrid - Whitehorse (Yukón).
Salida de Madrid con destino a Whitehorse, vía Toronto y Vancouver. Llegada y traslado al hotel. Tenemos nuestra hora prevista de llegada a Whitehorse sobre las 19.30 h. Nos dirigiremos a nuestro hotel, que se encuentra a 5,5 km del aeropuerto, haremos el check-in y como tendremos luz hasta las 22.30 h aprox.  podremos salir a cenar algo por la ciudad o simplemente pasear un poco. El último día dormiremos también en Whitehorse, así que todavía tendremos otra oportunidad de visitar esta pintoresca población de 25 mil habitantes.

Día 3. Whitehorse - Dawson City.
Hoy empezaremos ruta y haremos por carretera un trayecto mítico en la historia de Canadá y Alaska. Pero no lo haremos como antaño, por río, sino de una manera algo más confortable, en nuestro transporte privado. Cargaremos maletas y marcharemos lo antes posible por la Klondike Highway, siguiendo el curso del río Yukón. A 2 h de ruta, nos encontraremos con un pequeño pueblo, Carmacks, de 500 habitantes, donde pararemos al baño y a tomar un café quien lo necesite. Carmacks está situado en un entorno natural espectacular en la confluencia de los ríos Yukon y Nordenskiold.  Considerado por muchos como "el centro del Yukón", está 180 kilómetros al norte de Whitehorse en la autopista Klondike. Carmacks ya existía miles de años antes de la fiebre del oro de Klondike dado que era una parada de descanso en una ruta comercial utilizada por los pueblos indígenas, llamados en Canadá, Primeras Naciones. A 350 km de Whitehorse, nos encontraremos con Steward Crossing, un puesto de mantenimiento de carreteras del gobierno del Yukon, de apenas 25 habitantes, pero con un buen restaurante, el Whispering Willows, donde si queremos, podremos tomar un refrigerio. Y de ahí ya no pararemos hasta nuestro destino final, Dawson City, donde pernoctaremos dos noches.  Llegada, traslado al hotel y visita a la ciudad.
La fiebre del oro en Klondike convirtió a Dawson City en uno de los asentamientos más grandes del oeste, ¡y de la noche a la mañana! ¿Quiénes eran esas personas que dejaron familia y trabajo para ir en busca de fortuna? ¿Cómo era el área antes y de qué forma esta fiebre la modificó? Estas son algunas de las preguntas que encuentran respuesta en el museo Dawson City.

Día 4. Dawson City. Excursión al Tombstone Territorial Park.
Partiremos desde Dawson City por la Klondike Highway y a unos 40 km tomaremos la Dempster Hw. para llegar en una hora y algo a Tombstone. Estaremos apenas a 300 kms del Círculo Polar.
Los 2.200 km2 del Tombstone Territorial Park protegen un desierto único de picos escarpados, formas de relieve de permafrost y abundante vida silvestre, todo ello reflejado en una rica cultura de las Primeras Naciones. El parque es un legado del Acuerdo de reclamación de tierras de Tr'ondëk Hwëch'in y se encuentra dentro de su territorio tradicional.

La Dempster Hw, divide el parque y ofrece la oportunidad de ver los impresionantes paisajes de la tundra ártica y la vida silvestre, y el acceso a las zonas de senderismo. La concentración de nichos ecológicos amplios ha resultado en una colección diversa de flora y fauna poco común en esta latitud.

Una vez en Tombstone y después de una pequeña visita al centro de interpretación del parque, decidiremos qué trekking escoger para hoy. Tendremos dos opciones principalmente: La primera, recorrer el Goldensides Trail, de unos 3 km (unas 2 h), uno de los más populares trails del parque, que parte dos km al norte del centro de interpretación, y que nos ofrece excelentes vistas a los diferentes valles, montañas y cordilleras circundantes.

Es algo más exigente que la segunda opción, que es tomar el sendero North Klondike, que parte del mismo centro de interpretación. Es un recorrido sencillo y en plano. Alrededor de 1h ½ de caminata, ofreciéndonos al final bonitas vistas de la tundra. Al finalizar, partiremos hacia Dawson city para conocer un poco más de este animado pueblo de 1.400 habitantes, situado a 370 m.s.n.m. Se sabe que nativos de las Primeras Naciones han frecuentado el área durante milenios, ya que aquí tenían establecido un enclave para pescar.
Para el que lo desee en Dawson hay visitas guiadas gratuitas por los diversos edificios de la localidad. La última es a las 18,30.

Día 5. Dawson City - Fairbanks.
Hoy tenemos una larga etapa de 606 km, pero que bien valdrá la pena recorrerla.  Dejaremos Dawson City cruzando el Yukon con el servicio de ferry que funciona 24 h y que proporciona acceso a la autopista Top of the World (llamada así porque, a lo largo de gran parte de su longitud, bordea la cima de las colinas, con vistas hacia los valles).  Pasaremos por Little Gold, frontera con USA, a 104 km de Dawson, donde realizaremos los trámites aduaneros, Ya en Alaska, llegaremos al pintoresco asentamiento de Chicken, de solo 7 habitantes, a 171 km de Dawson, donde podremos parar para baño y café. De Chicken a Tok tendremos todavía 115 km. Con una población de 1258 habitantes, Tok es una pequeña población donde iniciaremos el gran recorrido circular de Alaska, para regresar nuevamente al Yukón. Será el lugar perfecto para parar a comer algo si no lo hemos hecho antes. Una vez recuperadas fuerzas continuaremos ruta hacia Fairbanks, de la que nos separarán 320 km.
La segunda ciudad más grande de Alaska, el centro del interior, la puerta de entrada al Bush, la ciudad del corazón de oro... llámela como quiera: Fairbanks es tan diversa y singular como cualquier lugar de Alaska. 

Día 6. Fairbanks - Healy.
Día tranquilo hoy después de la dura etapa de ayer. Solo tenemos 172 km, unas 2 h de ruta por la Parks Hw.  hasta Healy, puerta de entrada al parque Denali. La ciudad se encuentra en la desembocadura de Healy Creek en el río Nenana. Haremos el check-in en nuestro hotel, el Denali Park hotel que se encuentra a 16 km de la entrada del parque.

Día 7. Healy. Visita al Parque Nacional Denali. Excursión opcional.
Hoy nos espera la que es llamada “la joya” del interior de Alaska, el P. N. Denali, que significa “el grande”. El parque se puede recorrer de diversas maneras, tomando los autobuses gratuitos o de pago. Caminaremos un poco por el parque, de forma libre, ya que las estrictas normas del parque impiden a los guías realizar su trabajo dentro de los límites del parque. En los autobuses de pago el precio varía en función de la distancia del recorrido y si el mismo es narrado o no por el conductor especializado en fauna que va parando para mostrar todo lo que se vea durante el camino, osos, lobos, caribús, etc…

Dado que el parque recomienda reservar con antelación los tickets de los buses, decidiremos previamente al inicio del viaje qué recorrido realizar dentro del parque e intentaremos tener nuestros tickets comprados con antelación a nuestra llegada. Las dos opciones más recomendadas serían realizar un tour narrado llamado Tunda Wilderness tour, de unas 8 h de duración que se adentra en el corazón del parque o tomar un suttle bus hasta el Eielson Visitor Center, a 100 km de distancia, que nos permitirá conocer el interior del parque. Una vez acabada la excursión, volveremos a nuestro hotel para descansar-

Día 8. Healy - Talkeetna. Sobrevuelo opcional al P.N. Denali.
Después de desayunar, saldremos hacia Talkeetna. a 262 km de distancia. Se dice que esta pequeña población, ubicada en el valle Mat-Su, sirvió de inspiración para la comunidad ficticia de Cicely, de la popular serie de televisión de la década de 1990 “Doctor en Alaska”, y es por eso que no nos sorprende que, para los visitantes, la ciudad resulte tan familiar. Sus residentes artísticos, creativos y amantes del aire libre se aferran con orgullo al carácter de su comunidad y celebran la influencia del pico más alto de América del Norte, a cuya sombra descansa la comunidad: el monte McKinley. Hoy en día es la base desde la que parten numerosas expediciones de alpinistas dispuestas a ascender alguna de las variadas cumbres que la rodean, además del monte McKinley, el monte Foraker, o el Moose’s Tooth, por poner algunos ejemplos. Aquellos que lo deseen y si el tiempo lo permite podrán realizar un vuelo para admirar las increíbles vistas sobre el Parque Nacional Denali y el monte McKinley. El tiempo libre que nos quede lo dedicaremos a pasear por el pueblo y quien lo desee puede visitar el Museo de la Sociedad Histórica de Talkeetna, un pequeño complejo compuesto por cuatro edificios restaurados donde podremos aprender sobre la historia del monte McKinley y los primeros alpinistas en escalarlo, o ver una maqueta del monte con sus rutas de ascenso. Dormiremos en el Swiss Hotel, un hotel familiar cuyos dueños llevan 30 años ofreciendo su hospitalidad a quien como ellos hicieron, llegan de lejos para visitar estas lejanas tierras.

Día 9. Talkeetna - Anchorage.
Hoy tenemos una corta ruta de 182 km hasta Anchorage capital del estado y la ciudad más poblada de Alaska. Esta bulliciosa ciudad, fundada en 1914, se encuentra en el extremo de una península que se adentra en Cook Inlet, una ensenada de unos 240 km y su ancho oscila entre 15 y 130 km. A la ensenada se accede desde el golfo de Alaska. La multifacética ciudad, comenzó como un asentamiento de frontera que creció en tamaño, como las montañas que la rodean. Tuvo su gran episodio trágico cuando en 1964 se produjo el gran terremoto que destruyó gran parte de la ciudad. Durante unas horas tendremos la oportunidad de comprobar que esta vibrante ciudad ha recuperado todo su dinamismo. Dependiendo de nuestra hora de llegada, podemos dedicar la tarde a visitar el Anchorage Museum, el mejor museo de Alaska, u observar a diferentes especies de salmones remontando Ship Creek, histórico lugar para los indios Tanaina al ser un punto estratégico de pesca. Pasaremos la noche en el Coast International Inn, ubicado justo al lado del aeropuerto de Anchorage.

Día 10. Anchorage - Glaciar Exit - Seward.
Una vez cargadas maletas, continuaremos nuestra ruta hasta Seward, situada a 223 km. Pero antes de llegar, disfrutaremos de uno de los valles glaciares más accesibles de Alaska. Su nombre proviene de ser el lugar que sirvió como salida de la primera travesía registrada en el campo de hielo Harding en 1968. Realizaremos una bonita caminata hasta el glaciar Exit, a través de un sendero plano hasta acceder al punto desde el que disfrutaremos de unas fenomenales vistas. Después seguiremos ruta hasta Seward. En medio de las montañas de Kenai y las aguas del Parque Nacional de los Fiordos de Kenai, Seward es una de las comunidades más antiguas y pintorescas de Alaska, con el monte. Maratón subiendo abruptamente detrás de la ciudad.

Día 11. Día libre. Crucero opcional por el P.  N. de los Fiordos de Kenai.
Día libre. Hoy podemos dedicar el día a recorrer Seward, aunque la opción más recomendada es, si el tiempo lo permite, tomar un crucero de 6 horas con almuerzo incluido para poder observar los grandes glaciares que desembocan de las altas montañas hasta el mar, rodeados de bosques verdes que llegan a la línea de las olas. Observaremos una variada fauna marina en uno de los mejores espectáculos de vida silvestre de Alaska y uno de sus fiordos y glaciares más hermosos. Ballenas jorobadas y asesinas, nutrias marinas, focas, leones marinos y frailecillos se agolpan en las aguas del parque.

Día 12. Seward - Whittier. Traslado en ferry a Valdez.
Salida de Seward a Whittier, un recorrido de 140 km, cruzando poco antes de llegar por el túnel del Portge Pass, donde tren y vehículos comparten calzada. La historia de Whittier es absolutamente fascinante. Poco después de que los japoneses bombardearan Dutch Harbor, en las islas Aleutianas, durante la Segunda Guerra Mundial, el ejército de EE. UU. comenzó a buscar un lugar para construir una base militar secreta. La base propuesta debía ser un puerto sin hielo y lo más inaccesible posible. Whittier dio con el perfil perfectamente, gracias a los picos de 1000 metros que la rodean y se mantiene oculta entre las nubes durante la mayor parte del año. Para brindar acceso a la autopista Seward hacia el norte, el ejército dinamitó el granito sólido para hacer un túnel de suministro; el tunel Anton Anderson Memorial sigue siendo una de las grandes maravillas de ingeniería de Alaska. La construcción del túnel condujo a la construcción de lo que en su momento fue el edificio más grande de Alaska, para albergar a más de 1000 trabajadores.
Una vez llegados a esta pintoresca población, de poco más de 200 habitantes, cruzaremos en ferry el estuario del Príncipe Guillermo, famoso por su fauna y sus paisajes de mar, glaciares y montañas, para llegar a Valdez, conocida como la "Pequeña Suiza" debido a las impresionantes montañas que la rodean. También es la puerta de entrada a Prince William Sound. Visitaremos su puerto pesquero, muy animado por la llegada del salmón, y los alrededores de Valdez, donde los ríos han ocupado el lugar donde se encontraba el antiguo pueblo, arrasado por el Tsunami de 1969.  Y tristemente célebre por ser el lugar donde en 1989 el petrolero Exxon Valdez dejó su negro legado en forma de un tremendo vertido de petróleo de 37 mil toneladas, cuyos restos todavía pueden apreciarse debajo de la superficie de playas y fondos marinos.

Día 13. Valdez - Chitina. Vuelo a Kennicott/McCarthy.
Hoy tenemos por delante un animado día. Primero nos trasladaremos a Chitina, a 192 km, pequeño asentamiento de unos 150 habitantes. Desde allí, volaremos hasta McCarthy, fundado a principios del siglo XX como pequeño lugar de escape donde podían gastar el dinero los esforzados mineros que trabajaban y vivían en el ahora poblado fantasma de Kennicott, que también visitaremos.

Esta mina de cobre fue descubierta en el 1900 y estuvo a plena producción hasta el 1911, cuando empezó a decaer. Finalmente fue cerrada en 1938. Actualmente es el ejemplo mejor conservado de mina de cobre del país. También tendremos la posibilidad opcional de sobrevolar el parque cerca de las cumbres de 5.000 metros y ver los grandes glaciares que de ellas descienden hasta fundirse en ríos que atraviesan infinitos bosques llenos de fauna. Por supuesto, dependiendo del clima y la meteorología.

Día 14. Visitas en Kennicott.
Kennicott, mina fantasma de cobre, abandonada a principios del siglo XX y única vía de entrada al Parque Nacional de Wrangell- St. Elias. Recorreremos a pie el trayecto conocido como The Wagon Road, que comienza con un paseo por el viejo camino de carretas que nos llevará hasta los grandes glaciares del parque, donde disfrutaremos de las inmejorables vistas de las magníficas montañas de más de 5.000 metros que nos rodean. Este agradable recorrido apto para todas las personas nos permitirá contemplar el glaciar Kennicott y Root al pie del monte Blackburn.

Día 15. Vuelo McCarthy - Chitina.  P.N. Wrangell-St Elias - Beaver Creek.
Vuelo de vuelta a Chitina y continuación a Tok, pueblo que ya transitamos en los primeros días de nuestro viaje y que está a 320 km de Chitina. En él descansaremos un poco y después continuaremos otros 170 km hasta el Yukon, nuestro destino de hoy, donde pernoctaremos en Beaver Creek, el asentamiento más al oeste de Canadá, muy cerca de la frontera.   En ruta se pasa por el Parque Nacional y Reserva Wrangell-St Elias es la unidad más grande del Sistema de parques nacionales de EE. UU. y, con sus característicos picos elevados y enormes glaciares, es también uno de los más espectaculares.

Día 16. Beaver Creek - Haines Junction (Yukón) - Haines (Alaska).
Hoy tenemos por delante una ruta dividida en dos tramos. Una de 291 km hasta Haines Junction, en Yukon y otra de 208 km desde este punto hasta Haines, ya en Alaska de nuevo. Empezaremos conduciendo por la Alaska Hw, a través de un vasto y espectacular paisaje, que es una de las puertas de entrada al Parque Nacional y Reserva Kluane. Este parque, junto con el Parque Tatshenshini-Alsek en la Columbia Británica, Wrangell-St. El Parque Nacional de Elías y el Parque Nacional de la Bahía de los Glaciares en Alaska forman el área protegida internacional más grande del mundo y están designados como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Rodeado por un paisaje hermoso y accidentado en Haines Junction dejaremos la Alaska Hw, para tomar la Haines Hw, y entrar de nuevo en Alaska. La actual ciudad de Haines Junction fue establecida en 1942 y 1943 durante la construcción de la carretera de Alaska

Haines se encuentra en el extremo norte del Pasaje Interior y es un importante punto de contacto para el Sistema de Autopistas Marítimos de Alaska. Es una de las pocas comunidades en la región que está conectada por carretera a Canadá y la Carretera de Alaska. En 2009, la autopista Haines Highway, que sigue el valle del río Chilkat, fue designada como la Ruta Escénica Nacional del Valle de las Águilas por la migración anual de las águilas calvas al área.

Al igual que su comunidad hermana de Skagway, Haines se estableció durante la Fiebre del Oro de Klondike, cuando el empresario Jack Dalton capitalizó una ruta comercial existente en Tlingit y la convirtió en una carretera de peaje que conduce a las riquezas de los campos de oro de Klondike. El Sendero de Dalton se convirtió rápidamente en una ruta de carga muy usada para los distritos mineros al norte de Whitehorse

Día 17. Haines. Día libre.
Hoy tenemos el día libre para disfrutar de este pintoresco pueblo costero. Existen diversas posibilidades: por la mañana, si el tiempo lo permite, podemos realizar un pequeño trekking en el cercano Chilkat State Park, y por la tarde Haynes nos ofrece varias posibilidades: disfrutar de las variadas galerías de Fort Seward el antiguo fuerte de la ciudad; visitar la Eagle Foundation para saber más sobre la estrella de la fauna de esta zona, el águila calva; o visitar el curioso Museo del Martillo. Será un agradable día para impregnarnos de la relajada atmósfera de este precioso enclave"

Día 18. Haines - Skagway.
Hoy cruzaremos en ferry el Canal de Lynn, el fiordo más largo y profundo de América del Norte. Los glaciares colgantes, las cascadas atronadoras, los acantilados de granito y los picos irregulares lo rodean a medida que atraviesa el fiordo. Las ricas aguas del océano albergan salmones, focas y leones marinos, así como ballenas jorobadas, minke y orcas. Las águilas calvas salpican las laderas de las montañas.

El viaje de 45 minutos pasa por Taiya Inlet, un fiordo rocoso de paredes empinadas a las afueras de Skagway.
En agosto del 1896 tres buscadores de oro encontraron un filón en un lugar de Alaska llamado Bonanza Creek, cerca de la ciudad de Dawson y éste fue el comienzo de la mayor Fiebre del Oro de la historia. Pronto más de 100.000 personas se lanzaron desde Skagway (actualmente en Estados Unidos) hasta Dawson, en Canadá, recorriendo a pie y en canoa más de 800 kilómetros de una tierra salvaje en pos del preciado tesoro. La imagen de una hilera interminable de sufridos porteadores atravesando el paso Chilkoot cubierto de nieve (hoy declarado monumento nacional de Estados Unidos y Canadá) forma parte de la memoria visual de todo aventurero que haya soñado con Alaska. Son cientos los libros y películas sobre la gesta del oro y el río Yukón, es un viejo conocido de todos los creyentes en el “gran Norte”.

Por la tarde, si el tiempo lo permite, visitaremos el Gold Rush Cemetery, donde podremos rememorar la dureza de la gesta que supuso para miles de personas atravesar estas montañas en busca de su Dorado particular… Y desde ahí haremos una pequeña caminata de un par de km por los alrededores para disfrutar de su atractivo entorno. Y acabaremos el día pernoctando en Skagway después de haber saboreado una buena cerveza en alguno de los variados locales de la ciudad.

Día 19. Skagway - Whitehorse por la Klondike Hw.
Hoy recorreremos la parte que nos faltaba de la histórica ruta que a través de sus 715 km, conecta Skagway con Dawson City, en el corazón del Klondike. Ya habíamos recorrido el trayecto de Whitehorse a Dawson City, y hoy recorreremos los 180 km iniciales de esta ruta, hasta Whitehorse por la Klondike Hw. Comenzando en Skagway, la carretera asciende al White Pass. Va próxima a la ruta tomada por los buscadores en la Fiebre de Oro Klondike de 1898 y paralela a la línea del ferrocarril. Los lagos del Yukón y la Columbia Británica que veremos por el camino son las cabeceras del gran río Yukón. En Whitehorse además de un paseo por la ciudad, visitaremos el Cañón Miles y el barco S.S. Klondike, que nos acercarán un poco más a la historia de la Fiebre del Oro.
 
Cañón Miles
El cañón Miles en algún momento fue un lugar sobrecogedor para los buscadores de oro. Muchos de ellos fracasaron en su intento de cruzar el cañón o de navegar con sus embarcaciones llenas de provisiones a través de los rápidos del río Yukón.

Aunque llegó el momento en que el sistema ferroviario permitió a todos los buscadores de oro evitar este peligro, actualmente el cañón Miles es un lugar que no queremos evitar. Los visitantes son recibidos por un río algo más calmado, gracias a la presa hidroeléctrica que detiene el flujo de agua. En 1922 también se construyó un puente colgante para conectar los dos lados a poco más de 15 metros sobre el cañón, y desde donde hoy en día podemos tener una increíble vista del cañón.

S. S. Klondike
A principios del siglo XX, más de 250 embarcaciones fluviales eran el vínculo de Yukón con el mundo exterior, a través del agua. La más grande de estas barcazas, el S.S. Klondike, todavía se encuentra a orillas del río Yukón. Este bote, que se restauró para tener su apariencia original de entre 1937 y 1940, es un destino popular para los viajeros que desean ver cómo era la vida los primeros habitantes del lugar. El Klondike era una bestia con una capacidad mayor a las 270 toneladas, y se usó principalmente para llevar provisiones y mineral de plata hacia y desde las minas, antes de que hubiera camino alguno en el lugar.

Día 20. Whitehorse - Madrid.
Salida temprano en vuelo con destino Madrid, vía Vancouver y Toronto.

Día 21. Llegada a Madrid.

DOCUMENTACIÓN Y SANIDAD:
 
CANADA. Pasaporte ELECTRÓNICO en vigor con una validez mínima de 6 meses a partir de la entrada en CANADA.
•    Autorización y pago de entrada en CANADA: Pasaporte y rellenar formulario ETA en:
                http://www.cic.gc.ca/english/visit/eta.asp

Desde el 10 de Noviembre de 2016 el gobierno de Canadá ha implantado un nuevo sistema electrónico de autorización de viaje, conocido como eTA (Electronic Travel Authorization). Para viajar a Canadá, o para viajes en tránsito, es obligatorio obtener, por vía electrónica, una autorización de viaje con carácter previo a su inicio.

ESTADOS UNIDOS. Pasaporte ELECTRÓNICO digitalizado en vigor con una validez mínima de 6 meses a partir de la entrada en Estados Unidos para todos los ciudadanos con pasaporte español.Ciudadanos con otra nacionalidad (pasaporte no español) deberéis contactar con las Embajadas y Consulados correspondientes de los países a visitar durante el viaje.

Muy importante: Si han viajado a Irak, Siria, Irán, Sudán, Libia, Somalia o Yemen desde Marzo de 2011 y tienen sello en su pasaporte deberán solicitar un visado en la embajada americana (aunque tengan ESTA vigente).

* AUTORIZACION de ENTRADA en ESTADOS UNIDOS*
•    Autorización y pago de entrada en ESTADOS UNIDOS:  Pasaporte y rellenar  formulario ESTA  en:
               https://esta.cbp.dhs.gov/esta/esta.html .

Efectivo desde 2009, el gobierno de EEUU  exige  a todos los viajeros con pasaporte de alguno de los países participantes en el programa de exención de visado (VWP) que obtengan una autorización electrónica (ESTA) antes de viajar a EE. UU. Esto también afecta a los pasajeros que vayan en tránsito hacia un tercer país.
Para tramitar ESTA (Electronic System for Travel Authorization) hay que rellenar un formulario que  tiene una validez de dos años y es posible rellenarlo en cualquier momento, la respuesta a la petición es, generalmente, inmediata, aunque pueden existir demoras de hasta 72 horas.
El coste es de 14 dólares. El pago deberá realizarse con tarjeta de crédito o débito cuando se solicite o renueve una autorización de viaje ESTA en la página https://esta.cbp.dhs.gov. La solicitud no será tramitada si no se ha cumplimentado toda la información del pago.
Sanidad. No es obligatorio ningún tipo de vacunas.
Enlace Sanidad
Registro en Ministerio de Asuntos Exteriores. El Ministerio de Asuntos exteriores español posee un departamento específico para inscribirse cuando se viaja al extranjero.
http://www.visatur.maec.es/viajeros/olrportal.aspx?Page=Home&LanguageCode=3082

Botiquín de uso personal incluyendo medicamentos genéricos para varios usos, así como específicos en caso de que se esté bajo algún tratamiento particular.
Seguro médico.
Es necesario ser titular de un seguro médico que cubra gastos lo más cuantiosos que sea posible, pues la asistencia sanitaria a extranjeros no es gratuita, ni siquiera en casos de gran urgencia, sino que por el contrario puede llegar a ser realmente muy cara. No existe convenio bilateral España-Estados Unidos en materia de asistencia sanitaria.

Destinos por países